jueves, 4 de febrero de 2010

empiézate una labor

En menudo lío me he metido. Y todo por hacerle caso.

El otro día leí que las amas de casa abren blogs para hacer amigos y desahogarse de las durísimas vidas que llevan. No sé. Yo trabajé muchos años y nunca he vivido como ahora. Es verdad que mis problemas son muchos y poco variados, pero cuando los analizo me encuentro con la vida de frente. En vivo, y en directo.

Ya no voy al cole a recoger a mis hijos. Saben volver solos, y vuelven. Yo les espero. Estoy aquí. Es bonito.

¿Qué más? He comentado durante algunos meses. En realidad es lo que me gusta hacer. Pero, ¿y si un día me quedo con ganas de lanzar algo al espacio y nadie me da pie? No se sientan obligados a visitarme mis admirados blogueros. Los elegí porque lo que hacen está muy por encima de lo que yo sería capaz. Sois mi referencia.

Lo último: pedir perdón. Aún me falta mucho para entender los intringulis, protocolos y etiquetas del espacio intersideral. Creo que tendría que lanzar, enlazar, y más cosas. En principio no lo haré. A ver qué pasa.

Dedico esta bonita entrada a mis hermanas. Por si algún día les digo que tengo un blog.

4 comentarios:

Sunsi dijo...

Eres de un original, hedbana... "Aquí estoy y ya veremos..." Más o menos es esto ¿no?.
Y contar lo que no puedes en un comentario...

Tengo muy presente que tenías ganas de contar lo que es un verano hortera y escribiste un crónica por episodios fantástica. No desperdiciaste ni un detalle...

Pues aquí estoy yo también... a la espera de alguna de tus crónicas .

Un saludo y un beso...

lolo dijo...

El invierno es que es como más recogido, ¿no?.
Eso, ya veremos; no lo sé, te lo digo en serio.

lolo dijo...

Y sí, lo que me gusta es este cuadrito y luego la vista previa y que se quede la cosa atrás, como solapada.

Sunsi dijo...

Es recogido pero tiene su encanto. Las tardes son largas...Buscas el calorcito... los ciudadanos andan menos desperdigados... También da para una buena crónica.

Qué pesada soy... Di que sí...

Un beso.