viernes, 4 de junio de 2010

vida propia



Ya lo había oído antes, pero me flash-eó hace unos meses en la peluquería. Con el ruido de los secadores las señoras hablan muy alto, y claro, sin quererlo... se oye todo. A mí también me pasa; ya sabes, el ridículo cuando la chica que te seca apaga el aparato y te quedas con la palabra colgando y haciendo ecos...

Pues eso, que estaba poniendo la oreja en la conversación de al lado, es la verdad, y no sé de qué hablaban cuando sonó rotunda y sonora la frase: "es que no tiene vida propia". Inmediatamente puse un mensaje a mi hermana: "tienes vida propia?" Esperé ansiosa la respuesta y suspiré cuando llegó: "vida qué???" Qué susto, creí que me estaba perdiendo algo.

Las señoras de la pelu creo que hablaban de cenas, vacaciones con amigas y salidas entre semana. Ay, Lolo, que escuchaste más de lo que decías. Y se referían a alguien que no, no la tenía. Esto era horrible según ellas, porque ya puestos me interesé en saber cómo acababa la conversa.

A estas tonterías que me pasan les doy muchas vueltas porque me ayudan a entender otras cosas. Cuando hoy iba a escribir la entrada he pensado, como excusa, que por eso las escuché,  por lo de la vida propia.

12 comentarios:

tomae dijo...

Interesante entrada lolo, ¿que tal tu hermana P.? ¿Plutonia? ... al respecto te recomiendo una pelicula : "la vida de los otros"

Es lo que tienen las frases sueltas, sin contexto, dan que pensar...

besos!

Mariapi dijo...

Cuando paseo por vuestros blogs me entran ganas de hacer una especie de SAL con ideas (lo hacen las blogueras costureraso bordadoras, STITCH ALONG" o sea "bordar en conjunto")

Al leerte me he dado cuenta de cuánta vida propia tienen las ideas: seguramente, tus compañeras de secador son una encantadoras y abnegadas mujeres...que se han dejado seducir por la viscosa idea de la "vida propia"...
Bomba de relojería:
a) Yo soy el centro del mundo mundial.
b) Más vida"propia"= más felicidad.
c) Gira el mundo, gira para mi.

¡Bom!
Masacre.

Desideratum: Que mi vida propia sean los otros.(...no la de los otros)

Perdona la extensión y lo críptico. Me apasiona el tema que has sacado. Gracias.

Sunsi dijo...

Te agradzco mucho este post...y los comentarios... La tentación de "socorroooooooo,que me ahogo...." es frecuente. ¿A quién no le ha pasado que ha querido refugiarse un rato y no ha podido. Tiempos de silencio imposibles, todos tiran de un brazo, del otro , de tus piernas...

Yo le doy la vuelta a lo que dicen las señoras de la pelu. Más que vida propia, creo que son necesarios algunos momentos de intimidad y de soledad productiva para repostar. ¡Y seguir!

Lolo metiendo el dedo en la llaga.

Gracias, hedbana

Mariapi dijo...

Sunsi-Lolo:
Me tomo la libertad de re-comentar, en una casa que no es mía...¿Me dejas, Lolo?
Por vida propia, en contexto pelu-revistavisceral, no estaba pensando en esos ratos de vida íntima. Esos son imprescindibles, pero precisamente para que lo propio de la vida puedan seguir siendo los otros.
Gracias, cuánto me gusta lo que escribís.

lolo dijo...

La vida de los otros me interesa... según y cómo. Escuchar lo que hablan me sirve a veces para entender, como digo. Pon un poco de curiosidad también; al menos me parece más real que lo que sale en la tele.
Mirar, escuchar, elucubrar... ya sabes.
He buscado la peli que me recomiendas y no sé si me apetece, Toame, pero igual, cuando tenga tiempo...

lolo dijo...

¿Críptico? No me lo parece.
La idea de "vida propia" se está instalando gustosa; lo de la pelu es una anécdota. Quise mezclarla con la idea de "la vida de los otros" para marcar la línea que las separa. Y elucubrar.
Y sí, Mariapi, una bomba de relojería.
¿Quién soy yo sin los otros?

lolo dijo...

Claro, Sunsi; esa necesidad de silencio de la que otras veces hablamos. De alimentación, de calma.
Incluso de escapada para pensar, descansar... son otra cosa. La "vida propia" me temo que no es eso. Sigo oyéndolo por ahí y se refiere más a una vida independiente, sin ataduras, egocéntrica. Puede que sea más raro en nuestra generación y más frecuente en la que nos sigue, y de ahí para abajo... miedo me da.
De verdad que la encuentro una idea peligrosa. Algo como "vida social" pero conjugado en primera persona. Lo de la vida social da para otro post, otro día lo escribo.
Un beso, hedbanna. Te mando aquello.

lolo dijo...

Re-comentar?... todo tuyo Mariapi; cómo me gusta que este blog tenga "vida propia"...

Sunsi dijo...

Sí lolo-Mariapi. Está de moda... Y si tu vida se centra en esa felicidad boomerang, que no la buscas y te llega en forma de familia, amigos, cariño... me conozco al dedillo el comentario "rollo" autorealización.
Lo más curioso es que, justamente a las abanderadas de la filosofía yo-mi-me-conmigo, ls cuesta mucho sonreír. No es un juicio; es una constatación.

Un beso, hedbanas pardilla y Mater.

lolo dijo...

Jugando un poco más... otra idea:
la dependencia. Qué incorrecto es ser dependiente, en el sentido más libre del término. Qué mal quedo cuando quiero consultar algo para tomar decisiones, cuando dejo de hacer porque otros pueden necesitarme... o estar, simplemente. Estar en casa, por ejemplo, puf, ese es otro tema.
Me parece que "ontológicamente" somos seres dependientes. Crecer, madurar no es sino que la vida propia tenga sentido para los demás. Yendo más lejos, saberse dependiente es un paso de madurez.
¿Qué hago yo sola, con "vida propia" sino huir de dependencias?
Es muy largo este juego: el ocio, la forma de divertirse fuera... todo me hace pensar que lo que oí en la peluquería, es una de esas ideas que se instalan poco a poco y que tienen nombre antes que contenido... ¿o no?

Sunsi dijo...

Lolo... Esto da para varias entradas. Creo que son la punta visible de una filosofía de vida. En el caso de un matrimonio, hay espacios íntimos y necesarios. Pero tomar una decisión y consultarla primero no anula. Empleo esta palabra porque es la que se suele utilizar. Vamos a una... Es de cajón que si no, la familia se convierte en muros mejor o peor decorados donde se come, se duerme... y cada cual se las apaña. Un grupo de solitarios que entran y salen por la misma puerta.

Quedarse en casa. Versión popular y la más extendida:"Buenoooooooo. ¿Dónde vas, alma de cántaro? Si luego se van y ¿quién te lo agradece?" O la versión yuppie: "Estás perdiendo el tren..." Y digo yo: ¿Qué tren? ¿Para ir dónde? ¿Acaso todos los vagones son iguales? El mío tiene que reposar una temporada en la estación. Si no, descarrilamos.

Perdona lolo. Me estoy enrollando demasiado.

Un beso y gracias por dar cancha

lolo dijo...

Sunsi, gracias a ti.
Continuará...